Novedades

Descubre porqué deberías activar la bidireccionalidad

Como sabrás, Dinantia permite establecer distintas opciones de bidireccionalidad para que cada centro decida si los padres pueden contestar a los mensajes que reciben y si pueden escribir nuevos mensajes al centro.

Desde Dinantia siempre hemos considerado que todos los centros deberían permitir que los padres se puedan comunicar a través de Dinantia con el centro, pero es que ahora, con la nueva situación de confinamiento a causa del coronavirus, esto pasa a ser más necesario que nunca.

La Comunicación es bidireccional

De entrada, tengamos en cuenta que estamos hablando siempre de "Comunicación con las familias". Y la comunicación, por definición, es bidireccional. Sino no es comunicación, es simplemente información. A muchos centros se les llena la boca hablando de la importancia de la comunicación con las familias pero luego a la hora de la verdad no facilitan en absoluto a los padres la labor de contactar con el centro y los profesores.

Es necesario entender que los padres siempre van a tener, en algún momento, necesidad de comunicarse con el centro. Es una necesidad y un derecho. Si activamos la bidireccionalidad en Dinantia conseguiremos canalizar toda la comunicación escuela-familia a través de una sola herramienta, facilitando la vida a todo el mundo.

Nosotros recibimos constantemente mensajes de padres que nos preguntan cómo pueden escribir un mensaje al centro desde Dinantia, sorprendidos por no encontrar el botón correspondiente. La sorpresa de esos padres suele ser mayúscula cuando les decimos que, si no les aparece el botón de escribir un mensaje es porque el centro no lo ha activado.

Dinantia, comunicación con las familias

El temor a la saturación

Por el contacto que tenemos con nuestros más de 400 clientes sabemos que el temor de muchos centros es que los padres los saturen de mensajes si permiten la bidireccionalidad en Dinantia. De entrada, seamos conscientes de que el hecho de no abrir este canal no hará desaparecer la necesidad de los padres. Si no nos pueden escribir por Dinantia nos enviarán emails, nos llamarán por teléfono (saturando el teléfono del centro) o vendrán personalmente para hablar con nosotros en momentos en que quizá no podemos atenderles. Por lo tanto es mucho mejor activar la posibilidad de que directamente nos puedan escribir a través de Dinantia.

Además, no deja de ser absurdo que un padre reciba un mensaje del colegio, por ejemplo del tutor de su hijo, a través de Dinantia y que para contestar se tenga que ir al email, buscar el correo electrónico de ese profesor, y escribirle un mensaje nuevo. No tiene ni pies ni cabeza.

Por otra parte, no olvidemos que, como todo en esta vida, se pueden marcar unas pautas y "educar" a los padres en este sentido. Les podemos explicar que la labor del profesor, en horario de clase, es educar a sus hijos, y no dedicarse a contestar mensajes. Y que fuera de su horario laboral ese profesor también tiene vida personal. Si marcamos unas normas y acotamos las expectativas conseguiremos satisfacer las necesidades de ambas partes.

Recordemos también que Dinantia no es un chat síncrono como whatsapp, por lo tanto el padre no va a esperar una respuesta inmediata. Y no olvidemos que cada usuario puede acotar el horario en que quiere recibir las notificaciones de los mensajes. Eso no impedirá, lógicamente, que un padre escriba cuando quiera, pero esa notificación no nos entrará en el teléfono hasta que volvamos a estar en nuestro horario activo.

También sabemos, no nos vamos a engañar, que siempre habrá algún padre "pesado", que nos va a enviar mensajes por cualquier motivo. Pero sobre esta situación podemos comentar 3 cosas:

  • Este tipo de padres siempre ha existido y siempre existirá. Si no pueden escribir por Dinantia nos colapsarán el teléfono del centro o los tendremos cada día en la puerta a la salida de clase, lo que es mucho peor. Por lo tanto, como hemos dicho antes, eliminar la herramienta no eliminará su necesidad. En cambio canalizar esa necesidad a través de Dinantia será más cómodo que tenerlos cada día en la puerta o al teléfono.
  • No deben pagar justos por pecadores. Que tengamos cuatro padres "pesados" no puede ser excusa para poner trabas a la comunicación con el resto de familias que sí hacen un uso razonable y sensato de la herramienta.
  • Cuanto más activa sea nuestra comunicación, menor será la necesidad de los padres de preguntar. Por poner un ejemplo, si yo sé que todas las salidas están apuntadas en el calendario de Dinantia, no tendré que preguntar qué día se van de excursión. Pero esos centros que gestionan la información a cuentagotas y entre un número reducido de "elegidos" lógicamente van a recibir muchas más preguntas por parte de unos padres desinformados.
Comunicación interna con Dinantia

Comunica la opción elegida al profesorado

Sea cual sea la decisión que finalmente adopte el centro, es imprescindible que todos los profesores la conozcan. Hemos recibido muchos mensajes de padres sorprendidos porque reciben un mensaje de un profesor que se despide con un "contéstame cuando puedas" o similares, y resulta que en su centro la bidireccionalidad no está activada, y por lo tanto ese padre no puede responder al mensaje.

Por lo tanto nuestro consejo es, una vez más, que activéis la bidireccionalidad. Pero si no lo hacéis, es necesario que todos los profesores lo sepan para facilitar a los padres vías de contacto alternativas, y que no generen en los padres unas expectativas que no pueden cumplir.

La comunicación en los tiempos del virus

Por si los argumentos anteriores no fueran suficientes, en estos momentos tenemos un motivo más para activar la bidireccionalidad. En estas semanas de confinamiento que nos toca vivir desaparece la posibilidad de tener una comunicación presencial al llevar o recoger a los niños al colegio o en las tutorías, y toda la comunicación pasa a ser a distancia.

Si somos un centro que está intentado seguir, en la medida de lo posible, la actividad docente, vamos a tener que enviar contenidos y documentos a las familias. Y éstas a su vez nos tendrán que enviar probablemente algunos archivos con ejercicios realizados.
Y si no seguimos con la actividad docente seguramente querremos, como mínimo, mantener el contacto con las familias, conocer cómo se encuentran y enviarles, y que nos envíen, mensajes de ánimo.

De hecho hemos observado como ha aumentado considerablemete el volumen de mensajes enviados a través de Dinantia desde que empezó el confinamiento. Y por lo tanto también han aumentado, en la misma proporción, las consultas por parte de padres y madres para saber cómo enviar mensajes al centro. Y es descorazonador tenerles que decir que si no pueden enviar mensajes es porque así lo ha configurado su centro.

Hemos grabado un videotutorial para explicaros con detalle las diferentes opciones que tenéis a la hora de configurar la bidireccionalidad en Dinantia:


Compartir